Cerrar mapa
breadcrumbsConoce el vino »Elaboraciones
Imprimir

 

El “aguardiente de fruta” es la bebida espirituosa obtenida exclusivamente por fermentación alcohólica y destilación de una fruta carnosa o del mosto de esta fruta, con o sin hueso.

La fruta limpia se vierte en un recipiente especial donde se desarrolla la fermentación. Finalizada la fermentación se realiza una doble destilación con el método Charentié, a menos de 86% vol., de modo que el producto de la destilación posea un aroma y un sabor propios de la fruta.

Las frutas pulposas, como es la Poire Williams deben fermentarse como el vino, mientras que otras, como las bayas, deben ser objeto de una maceración. La bebida así obtenida ostenta la denominación “aguardiente”, seguida del nombre de la fruta, como: aguardiente de cerezas (o kirsh), de ciruelas (o slivovic), de ciruelas mirabel, de melocotón, de manzana, de pera, de albaricoque, de higo, de cítricos, de uvas o de cualquier otra fruta.

El término “Williams” está reservado para el aguardiente de peras elaborado únicamente con la variedad de peras “Williams”.

Cuando este tipo de alcoholes necesita envejecimiento, éste se efectúa en barricas de madera blanca de haya o fresno, ya que no transmiten coloración alguna al producto.

Se necesitan 100 kg. de fruta para obtener entre 4 y 5 litros de aguardiente.


Pare Bartomeu Pou, 29 · 07003 Palma, Mallorca · T. 971 761 932 · F 971 763 403 · Aviso Legal, Política de Privacidad y Políticas de Cookies · Protección de datos Síguenos en FacebookTwitter