Cerrar mapa
breadcrumbsClub del vino »Selecciones
Imprimir

CILLAR DE SILOS
D.O. Ribera del Duero

LEDA
V.T. Castilla y León
2 Bot. CILLAR DE SILOS Crianza 2018
4 Bot. MÁS DE LEDA 2018
78,75 Euros (IVA Incluido)

CILLAR DE SILOS
Hablar de vino de la Ribera del Duero es hablar de la familia Aragón, la cual está
relacionada con el sector vinícola desde hace generaciones. En 1970, Amalio
Aragón empieza a comprar pequeñas parcelas de alta calidad, con el propósito
de cumplir su sueño de convertirse en viticultor. Fue en 1994 cuando funda la
bodega Cillar de Silos junto a sus hijos. Un año más tarde tiene lugar la primera
cosecha de la marca. El nombre de Cillar de Silos es un homenaje al monje que se encargaba históricamente de la intendencia en el Monasterio de Silos. El cillero era el
encargado de organizar la despensa o cillería, con el vino y los alimentos
necesarios para el día a día de los religiosos.
Una de los valores capitales y más diferenciales de Cillar de Silos son sus
bodegas subterráneas, datadas de comienzos del siglo XVII.

Los vinos de Cillar de Silos proceden de las más de 68 hectáreas de viñedo en
propiedad, dentro del “Jardín” de la Ribera del Duero: entre Quintana del Pidio,
Gumiel de Mercado y La Aguilera (provincia de Burgos). La orografía es más
accidentada que en el tradicional páramo, con una altitud que va desde los 840
metros a los 900 metros. Son decenas de pequeñas parcelas, en su mayoría,
menores de una hectárea, con una edad que va desde los 15 hasta los 100 años,
con alguna parcela prefiloxérica.
Toda la uva tinta de la bodega es Tempranillo (tinta fina), con algunos majuelos
de uva blanca de la variedad Albillo Mayor. Los viñedos están plantados en
laderas y arropados por bosques con un excelente drenaje, protegidos de las
peligrosas heladas invernales y de los vientos del norte por los bosques que
circundan las cepas. La densidad de plantación es, aproximadamente, de unas 2.800 cepas por hectárea.

CILLAR DE SILOS Crianza 2018
Variedad uva: Tempranillo.
Suelo: Arenoso.
Elaboración: Crianza de 12 meses en barrica de roble francés.
Viticultura: Entre los trabajos en la viña, destacan las podas en verde y los aclareos
de racimos. Los rendimientos oscilan entre 2.500 y 4.500 kilos por hectárea. El clima de Quintana del Pidio es continental extremo, con inviernos duros y
veranos calurosos, con una pluviometría moderada-baja (entre 400 y 600 mm. anuales). La influencia de los ríos que crean microclimas especiales es enorme.
Una de las características que diferencian la zona es la gran diferencia térmica
entre la noche y el día, que marca la buena acidez de los vinos y su elegante gama
de aromas.
Características: Color cereza picota intenso con reflejos violáceos. En nariz mezcla la elegancia con la madurez. Se perciben los aromas de fruta negra y roja ácida (frambuesas y moras silvestres maduras), especias dulces (nuez moscada, clavo, vainilla), cedro, ligeros torrefactos que van desapareciendo y regaliz. En boca es sedoso y equilibrado con buena estructura.
Temperatura de consumo: 16-17°C.
Consumo: Ahora y en cinco años.


LEDA
Leda es un atractivo concepto de bodega “multiterroir” que conecta la personalidad de la uva tempranillo con la expresión de viñedos ecológicos seleccionados de distintas zonas de Castilla y León.
Bodega fundada en el año 1998 por el prestigioso enólogo Mariano García, vinculado a algunos de los proyectos vinícolas más importantes de España, proyecto al que se une la familia Masaveu en 2009. Un guión que incluye –al margen de denominaciones de origen– una filosofía de agricultura ecológica de máximo respeto al viñedo: “Sólo así, sin artificios, se pueden obtener vinos auténticamente artesanales que expresen con honestidad su origen”. Este refinado argumento vitivinícola se localiza en Tudela de Duero (Valladolid). Aquí, su historia se remonta –no obstante– al siglo XVII, época en la que ya se elaboraba vino en el caserón –que dispone de lagar y bodegas subterráneas– a partir de distintas parcelas de la ribera del río Duero.

Sus uvas –todas tempranillo– proceden de viñedos muy viejos, de hasta 100 años de edad. Leda mantiene el linaje y virtudes propias de cada zona, la heterogeneidad y exclusividad edafológica del terruño y viñedos. Las uvas vendimiadas a mano– pasan por mesa de selección, fermentan en depósitos troncocónicos de acero inoxidable con control de temperatura y pasa a crianza en barricas de roble francés y americano. El desenlace es una exclusiva producción limitada a no más de 60.000 botellas anuales de los vinos Más de Leda, Leda Viñas Viejas y Guarda de Leda Selección 2015. Son unos tintos que expresan las raíces, la estirpe y la diversidad de sus orígenes y seducen por su personalidad y expresividad; tintos que crean un verdadero caudal de sensaciones, colores muy vivos, aromas intensos de frutas rojas, frescos recuerdos balsámicos, unido a un sabor equilibrado, largo, amable, redondo y cautivador.

MÁS DE LEDA 2018
Variedad uva: Tempranillo.
Suelo: Calizos pedregosos.
Elaboración: Embotellado tras permanecer 14 meses en barricas de roble, 80% francés y 20% americano.
Viticultura: El año 2018 estuvo marcado por el aumento de las lluvias respecto a años anteriores. El invierno fue frío y lluvioso, la primavera inició calurosa adelantando la brotación y continuó fría y con heladas primaverales. El inicio del verano fue algo frío, pero continuó caluroso y no presentó precipitaciones importantes. Todo esto se vio reflejado en la buena sanidad de la cosecha y una maduración homogénea.
Características: Color rojo cereza brillante e intenso. Aroma de frutas rojas maduras acompañado de ligeras notas de tabacos balsámicos que le confieren complejidad.
En boca se muestra pleno y goloso, con sabor a frutas rojas y un final largo y sedoso.
Temperatura de consumo: 16 -17°C.
Consumo: Ahora y en siete años.

 


Pare Bartomeu Pou, 29 · 07003 Palma, Mallorca · T. 971 761 932 · F 971 763 403 · Aviso Legal, Política de Privacidad y Políticas de Cookies · Protección de datos Síguenos en FacebookTwitter